Swings distritales y sesgo partidista con Simulaciones de Monte Carlo

La elección de Diputados de 2006 indica que el sistema electoral produce un sesgo partidista que perjudica al PRI. La mera inspección de los resultados de esa elección muestran que los tres principales partidos obtuvieron un número considerablemente distinto de curules a pesar de que su porcentaje de votación se ubicó en un rango muy estrecho. Una pregunta relevante es si dicho sesgo ha estado presente en otras elecciones, o si se trata de una particularidad de la elección de 2006.

Continue reading